Porque si y eso es felicidad

Cada mes nos reunimos con algunos amigos y conocidos para compartir experiencias sobre el emprendimiento, aunque considero que son experiencias de vida, pues cuentas tus sueños, deseos y dificultades.

Días antes de ese encuentro paso por cualquier cantidad de situaciones que van desde conseguir un sitio para la reunión hasta recursos para pagar las bebidas y cubrir otras inversiones. Si hay algo recurrente a parte de las puertas que se cierran cuando se pide apoyo, es la pregunta ¿y para qué botarle tiempo a eso?.

Creo que la respuesta simple es que esos encuentros permiten construir un nuevo pensamiento colectivo de conocimiento compartido entre algunas personas y tal vez ellos multipliquen este en sus entornos. Así entonces logramos transformar algunas vidas, inclusive la propia y esto me hace feliz.

Deja un comentario